Sano y salvo arribó coro de niños atrapado por aluviones en el sur del país

ais2

Delegación con 33 personas que había participado en los Encuentros culturales de Frutillar  resultó atrapada por unas 9 horas, luego que las lluvias y aludes cortaran el camino de regreso a Puerto Varas.

CURICO.- Pasadas las 10:30 horas de ayer arribó a esta ciudad la delegación compuesta por 33 personas que corresponde al Coro Infantil-juvenil perteneciente a la Corporación Cultural de Curicó, agrupación que tras haberse presentado en los Encuentros Culturales de Frutillar, en el sur del país, resultó aislada por algunas horas a causa de los aluviones que se registraron en esa zona, el domingo, en los Saltos de Petrohué.

La situación que alertó a familiares de la delegación, y especialmente a los padres de los 14 menores que integran la agrupación coral, se registró a eso de las 13:00 horas del domingo, luego que las intensas lluvias caídas en la Región de Los Lagos provocaran deslizamientos de tierra en los sectores de El Sendero del Solitario, Los Patos, y La Ventana, en las inmediaciones del kilómetro 56 de la ruta internacional CH 225.

 

Por esta vía, la delegación curicana accedió a los Saltos de Petrohue, luego que haber desarrollado presentaciones el viernes y el sábado en Puerto Varas, y por la cual iniciarían el retorno a Curicó una vez que culminara la visita a esos pasajes ubicados al interior del Parque Nacional Vicente Pérez Rosales. Fue en eso cuando los coristas y sus encargados fueron alertados que las lluvias generaron aludes sobre el camino, quedando aislado el sector.

Nueve horas

La ONEMI de esa zona reportó que unos  “50 vehículos y cinco buses de turismo” estaban en condición de aislados, entre ellos la máquina con la delegación curicana. Solo luego de unas 9 horas de trabajos por parte de Vialidad se pudo habilitar una vía para permitir el tránsito vehicular especialmente de regreso de los turistas que temieron que la situación se pudiese agravar, lo que afortunadamente no aconteció.

Raúl Gamboa, profesor del Coro, contó que “luego de nuestra gira musical a Frutillar, en la que nos fue bastante bien, nos dimos un tiempo de relajo, para lo cual fuimos a los Saltos de Petrohué donde empezó a llover muy fuerte, y cuando nos subimos al bus para regresar nos avisaron que se había desbordado en seis aluviones una laguna que está arriba, a causa del deshielo del volcán, y nosotros quedamos atrapados entre quinto y el sexto aluvión”.

“Allí estuvimos aproximadamente 9 horas, y luego de eso lograron abrir el camino con lo que pudimos recién comenzar el regreso, y alimentar a los chicos que no había comido aun”, dijo el profesional, añadiendo que existió el riesgo que uno de los deslizamientos pudiera acercarse a los buses, lo que no ocurrió. De paso destacó el profesionalismo de los conductores del bus lo que fue esencial para mantener la calma entre los niños especialmente”, acotó.

El regreso

Por su parte, María Alejandra Castillo, presidenta del Coro infantil-juvenil de la Corporación cultural de Curicó, confidenció que fueron horas de nerviosismo “que gracias a Dios terminaron de buena forma, logrando recién el regreso tras 9 horas de espera, pero todo bien, logramos contener a los niños, mantener la tranquilidad, y después de eso empezar el retorno”, afirmó.

Barbara, pequeña corista de 12 años, dijo “tuvimos un poquito de miedo por los hoyos que habían en el camino, pero finalmente salió todo bien y logramos volver”, lo que fue complementado por su compañera Aracely, quien indicó que siempre la delegación “estuvimos tranquilos, eso sí con ganas de pronto volver”, regreso a Curicó que finalmente se cumplió en forma satisfactoria en la mañana de ayer tras 12 horas de viaje aproximadamente.

 

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *