Inician demanda por polémicos “partes” en la carretera 5 sur frente a Rio Claro

 

Municipales fotografían a vehículos que transitan eventualmente con luces apagadas, acción de los funcionarios que a juicio del Consejero Regional Manuel Améstica vulnera la privacidad de las personas. Por ello planteó acción legal por más de 600 millones de pesos

CURICO.- El segundo juzgado de letras de Talca acogió a tramitación la demanda civil, por más de 600 millones de pesos, que el Consejero Regional, Manuel Améstica, interpuso contra el municipio de Rio Claro. El motivo de la acción legal corresponde a los partes empadronados que la municipalidad cursa a conductores que circulan por la ruta cinco sur, eventualmente con las luces de sus vehículos apagadas.

El Consejero, ya en la primera parte del año pasado se enfrentó al organismo municipal, reclamando por estas infracciones que solo quedan al descubierto una vez que las notificaciones llegan al domicilio del presunto infractor, y que en la mayoría los casos, solo luego en el tribunal, son comprobadas por fotografías –de los vehículos con luces apagadas-  que funcionarios municipales toman desde pasarelas en la carretera.

images

A escondidas

En la controversia del año pasado, Amestica pidió un pronunciamiento de Contraloría General de la republica sobre la legalidad de estas acciones ejecutadas por funcionarios municipales, que prácticamente “a escondidas fotografían a los vehículos” cuyos conductores olvidan encender sus luces. “Con ello creemos se está vulnerando la privacidad de las personas, al captar no solo la patente, sino el interior de los vehículos”, acotó la autoridad.

Añadió que entre el 2016 y 2017 los infraccionados a través de este sistema suman cerca de 32 mil personas, y “y extrañamente ninguna de estas personas corresponde a Rio Claro, y además cuando las infracciones recayeron en un parlamentario de la zona, o en consejeros regionales, una conversación con el alcalde les bastó para que quedaran absueltos de la infracción, no asi las otras miles de personas comunes y corrientes”, alegó el integrante del CORE.

Sin autorización

Sostuvo que a su juicio, “no hay señalética alguna que alerte a los conductores de esta práctica, o que recuerde que hay que transitar con luces encendidas, como tampoco existen en muchos de los casos una notificación adecuada, ni un aviso a la concesionaria de la ruta, entidad que posee la administración de la vía, por lo que debiera entregar autorización para estas acciones del municipio, por lo  que creemos la municipalidad está fuera de la ley”, reiteró.

Por su parte, el abogado Víctor Bahamondes, explicó que esta demanda, “converge el daño moral, el lucro cesante, y otras situaciones, solicitando una indemnización por daños y perjuicios por 610 millones pesos, lo que podría aumentar, ya que a medida que se ha ido conociendo de esta acción legal, son más las personas que están interesadas en sumarse”.

Lo jurídico

Agregó que Contraloría al pronunciarse no cuestionó el procedimiento de los funcionarios municipales, “pero decide no pronunciarse sobre lo jurídico y lo legal, en torno a la vulneración de la privacidad de las personas, es decir no se pronuncia sobre la forma maliciosa en que se obtiene la fotografía, en que se invade a todo el vehículo con la imagen de su interior; Contraloría no se pronuncia al respecto, porque  ello es tema de los tribunales”, aseguró.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *