Niño Ingresó por fractura y casi sale infartado por error en suministro de medicamento

 

En la intervención quirúrgica al menor se le suministró suero, pero este iba con un medicamento reanimador, que estaba previsto para una operación anterior, produciéndose el error de agregárselo al niño, con preocupantes consecuencias.

CURICO.- Días de angustia ha vivido la familia de Guillermo, pequeño de solo 7 años de edad, quien en la semana pasada ingresó al Hospital de emergencia de Curicó para ser sometido a una simple intervención quirúrgica en su brazo derecho, por fractura, y hasta  la mañana de ayer aún permanecía internado a causa de una afección cardiaca sufrida por una aplicación errónea de un medicamento, incorporado al suero, mientras el niño era operado.

La madre del menor, Carolina Hurtado, aun no sale del asombro y del estupor causado por una equivocación durante el procedimiento desarrollado en el hospital, intervención quirúrgica que debió haber culminado media hora después que su hijo entró a pabellón para operarse de un brazo. “A simple vista y según nos dijo el doctor se trataba de un proceso rápido, casi de rutina para ellos” en el centro asistencial, “pero todo se complicó”, agregó.

Fractura

Hace algunas semanas Guillermo sufrió una fractura tras una caída mientras practicaba deporte en el cerro Condell de Curicó. “La primera vez que le atendieron en el hospital le enyesaron el brazo, pero en el control se descubrió que el hueso no había conectado bien, por lo que el médico aconsejó que lo mejor era operar, y así se programó la intervención para el jueves (pasado), en el mismo hospital”, precisó Carolina.

“Luego que entró a pabellón extrañamente la operación duró más de lo previsto, y nadie me decía lo que pasaba, hasta que el anestesiólogo me indicó que se habían equivocado en un medicamento, mal rotulado”, agregando esta madre, que luego “una doctora me explicó que mi hijo habia sufrido una descompensación cardiaca seria, incluso me dieron a entender que en algún momento entró en paro, o estuvo a punto de ello”.

Reanimador

 

Reiteró que era una intervención de aproximadamente media hora, sin embargo, “como a las tres horas después me dijeron que mi hijo quedaría internado a causa del problema que habían tenido en la operación”. Sobre esto último se conoció desde el hospital que al momento de suministrarle suero, esta iba con un agregando, un medicamento reanimador correspondiente a una intervención quirúrgica anterior, y que no había sido utilizado en ella.

Contó que desde el jueves que su hijo permaneció en constante observación debido a las alza y bajas de presión, más un comportamiento inestable del corazón “que es lo que más nos preocupa, y más aún las secuelas, ya que incluso nos dijeron que había quedado con algunos edemas en el pulmón”.

Adverso

El hospital ayer emitió una declaración en que se reconoce que en la operación,  el menor “evidencia un comportamiento inestable asociado al suministro de un medicamento” por lo que el equipo clínico procede a estabilizar al paciente. Agrega que el “hecho ocurrido es notificado como evento adverso… sancionándose a los involucrados con una anotación en su hoja de vida laboral”, iniciándose además un sumario administrativo.

La declaración  de 4 puntos puntualiza “que se han realizado todos los controles cardiológicos, de laboratorio, y exámenes necesarios que permiten demostrar una buena condición de salud del menor”. Ayer en la tarde la madre de Guillermo confirmó que su hijo fue dado de alta, pero adoptando cuidados respectivos tras el grave incidente vivido.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *