Inician ataque a comercio ambulante ilegal, limpiadores de parabrisas y a malabaristas

 

El alcalde Javier Muñoz indicó que este tipo de actividades en muchas ocasiones esconden situaciones como “carterazos, lanzazos, consumo de alcohol, de drogas, y violencia, y amedrentamiento hacia la comunidad”.

CURICO.- Inspectores municipales junto a carabineros desarrollaron en la mañana de ayer un operativo de fiscalización, especialmente en las arterias neurálgicas de la ciudad, con el objetivo de enfrentar el comercio ambulante ilegal, como también a personas que en las esquinas de la ciudad, además se dedican a desarrollar labores que incomodan o afectan a la comunidad, como malabaristas o limpiadores de parabrisas.

En los últimos meses la inquietud en torno a estas actividades se ha incrementado, especialmente porque en algunas esquinas los limpiadores de parabrisas o malabaristas, al no recibir una propinan actúan en forma violenta contra los automovilistas. A ello se ha sumado el aumento de carpas en las noches en la alameda, además comercio callejero clandestino que compite con el establecido, y con los ambulantes autorizados.

No remunerados

La jefa de la primera comisaría de carabineros de Curicó, mayor Oriana Fuentealba, precisó que el operativo consideró una fiscalización “sobre personas que vendían productos en las calles del centro, y también en la alameda sobre personas que ejecutan trabajos no remunerados como malabaristas, o quienes se dedican a limpiar los parabrisas de los vehículos”, incurriendo algunos de ellos en “incivilidades o faltas”.

En tanto, el alcalde Javier Muñoz,  indicó que se están realizando acciones junto a carabineros para prevenir una serie de delitos, que a su juicio se ocultan tras estas actividades, “como el robo en vehículos que es bastante común y que lo provocamos nosotros mismos, muchas veces siendo descuidados con especies que dejamos sobre los asientos, o los vehículos estacionados donde no corresponde”, afirmó.

Cifras

“Nos interesa transparentar la cifra negra -no evidenciada por las cifras del STOP (Sistema Táctico Operativo Policial)- ya que este se basa básicamente en la denuncia formal, pero todos sabemos que hay un importante número de delitos que no se denuncian, y sobre aquello es que hay que trabajar”, dijo el jefe comunal, añadiendo que asimismo hay que ir avanzar en cómo modificar “la ley para que no sea tan garantista para quienes cometen los delitos”.

Esta diligencias permitió cursar “infracciones por comercio ilegal” con el decomiso de especies y productos de los cuales sus tenedores no dieron respuesta sobre su procedencia. Muñoz indicó que este tipo de actividades en muchas ocasiones esconden situaciones como “carterazos, lanzazos, consumo de alcohol, de drogas, y violencia, y amedrentamiento hacia la comunidad”, acotó.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *